Para muchos, el acto de leer suele constituir una terapia en sí misma. Para otros, lo es escribir. ¿A qué hora llega papá? no es un libro cualquiera. Estas páginas...