Perro muerto – Boris Quercia

Perro muerto

Todo disparo tiene su retroceso, eso es bien sabido. Cuando en enero de este 2021 Alrevés publicó la primera novela que Boris Quercia (Santiago de Chile, 1966) dedicó al «tira» Quiñones, servidor recibió el impacto.
Aun siendo sabedor de que la ráfaga continuaba a principio del verano este Perro muerto me ha vuelto a golpear duro.
Y es que disfrutar de historias crudas, con lenguaje descarnado, libre de artificios que llega directo a las tripas, es un todo un lujo para los amantes del género negro.
Este Perro muerto resultó galardonado con dos de los más prestigiosos premios dentro del mundillo, el Grand Prix de Littérature Policière y el Prix Claude Chabrol, ambos en 2016.

Perro muerto

Aunque el refranero diga lo contrario, muerto el perro no se acaba la rabia. Al menos para el “tira” Quiñones. Con la muerte de un policía —y de un perro— comienza una vorágine de violencia de imprevisible desenlace.
Santiago Quiñones toma las riendas de una investigación en la que andaba involucrado su difunto compañero.
Los indicios apuntan a un caso de corrupción al más alto nivel. No está claro si el fallecido estaba destapándolo o formaba parte de la trama.
De nuevo Santiago de Chile, sus calles y sus recovecos más chungos son una parte importante de la historia. También la relación de Quiñones con las mujeres, el alcohol y las drogas tienen su papel en el peligroso embrollo en el que se ve metido.
Como siempre no parece que haya una salida airosa a este entuerto, pero con él nunca se sabe.

Si naciste para martillo, del cielo te caen los clavos

Estaba deseando tener en mis manos la segunda novela protagonizada por este peculiar policía. Sigue siendo un desastre en casi todos los aspectos de su vida. En el trabajo, en sus relaciones con las mujeres, en la gestión de sus adicciones, en resumen, sus errores superan con creces a los aciertos. Aun así lo queremos y su honestidad está fuera de toda duda. Boris Quercia construye un personaje sólido en la línea más fiel al canon clásico. Un hardboiled en toda la regla, sin concesiones, cargado y peligroso como un 38 Special. Es tan humano y tan real que duele.
Capítulos cortos, lenguaje directo e historias sórdidas pero creíbles hacen que las novelas de este autor sean de lectura imprescindible para todos los que amamos la buena literatura criminal.
Quedamos a la espera del, hasta ahora, cierre de la trilogía, La sangre no es agua, previsiblemente Alrevés lo hará a principios del próximo año.

José Antonio Algarra

 

Título: Perro muerto
Autor: Boris Quercia
Serie: Santiago Quiñones 2
Editorial: Alrevés
Páginas: 246
Fecha de publicación: junio 2021

No hay comentarios

Deja tu comentario