La última partida – Jorge Gutiérrez Diego

la última partidaEn La última partida, Jorge Gutiérrez Diego (Sevilla, 1989) nos adentra en el mundo del póquer, el que se juega en la clandestinidad y en antros de mala muerte, para mostrarnos cómo la venganza y este apasionante juego se entrelazan para tejer una original trama.

EL PUNTO DE PARTIDA

Todo empieza cuando un prestigioso abogado, que ha dejado de ejercer como tal y se dedica a servir copas en un bar de su propiedad, es asesinado. Parece ser que han sido dos sicarios los que le han dado pasaporte, pero la justicia es incapaz de encontrar a los culpables y el caso queda sin resolverse.

Años después, los tres personajes principales de la novela se encontrarán, entre las cartas y las mesas de póquer, en el bar de uno de ellos: Rafael, el hijo del abogado asesinado; Soto, un expresidiario con ganas de dar carpetazo a su pasado y empezar una nueva vida; y «El Manco», el propietario del tugurio donde se realizan las partidas clandestinas.

Rafa no olvida el asesinato de su padre y esta será la carta que dará inicio al juego. La timba ha empezado: ¿jugarán bien los participantes sus manos?

Poco a poco, conoceremos dichos personajes e iremos nadando en su subconsciente, dando saltos entre el presente y el pasado para llegar a conocer cuáles son las intenciones de cada uno.

EL PÓQUER Y LA NOVELA NEGRA

El póquer y la novela negra son dos buenos amigos y esto se debe a los ambientes en los que tienen lugar las timbas. Esos tugurios llenos de humo, con olor a tabaco y a vicio crean una neblina que le viene como anillo al dedo para crear una atmósfera oscura y marginal. Todo lo que rodea al póquer ilegal está dentro de la escala de grises. 

La elección por parte del autor de escribir esta obra ambientada entre cartas, cubatas y humo es completamente acertada. A cualquier aficionado a este juego (o deporte, ya que algunos lo llaman así) se sentirá muy a gusto y en su salsa leyendo esta historia. 

En cambio, si no tienes cierta simpatía con las cartas, la partida que nos propone el autor puede llegar a hacerse algo pesada en algunos puntos. Todo lo que sucede en la lectura va acompañado de picas, corazones, rombos y tréboles. 

AQUÍ NO HAY FAROL

Jorge Gutiérrez pone todas sus cartas sobre la mesa y no va de farol. Lo que nos ofrece el autor es una suculenta trama en donde nada sobra, aquí no hay ni paja ni engaños. Son pocos los personajes que aparecen durante toda la narración y los lugares en los que va sucediendo la historia también son escasos. Esto no es negativo, todo lo contrario. El hecho de que ambos estén acotados hacen que la lectura sea muy amena e interesante, muy fácil de seguir. 

Gutiérrez Diego propone un viaje sencillo por las mentes atormentadas de sus protagonistas, con una venganza como eje vertebrador de toda la trama. Y todo ello sucederá en apenas 170 páginas, un libro que se puede leer de una sentada sin problemas.

LA ÚLTIMA PARTIDA

La última partida hace gala de su sencillez a la hora de ser escrita. Una novela que va directa al meollo y no se pierde durante el camino. 

Poco más os puedo contar sobre esta lectura sin desvelar nada de su trama. Os animo a que le deis una oportunidad, que os dejéis llevar por las conciencias que habitan dentro de la novela guiadas por un crupier que demuestra, en esta partida, que está preparado para seguir repartiendo buenos ratos dentro del submundo de la literatura noir.

Disfrutad del viaje, disfrutad de la lectura y, sobre todo, vigilad bien a los participantes de La última partida.

Jose Núñez

Título: La última partida
Autor: Jorge Gutiérrez Diego
Editorial: Samarcanda
Páginas: 176
Fecha de publicación: mayo 2019

No hay comentarios

Deja tu comentario