El jardín de las brujas – Clara Tahoces

El jardín de las brujas

La obra más personal de Clara Tahoces (Madrid), El jardín de las brujas, es una novela en la que la realidad y la ficción se entremezclan para crear un mundo paralelo tan trágico como bello. El misterio relacionado con la antepasada de la escritora, la IX duquesa de Osuna, nos permitirá conocer algunos de los secretos que esconde el jardín de El Capricho y nos sumergirá en la oscuridad de las pinturas más tétricas de Goya, cuyo arte contemplaremos como nunca antes lo habíamos hecho.

LA CREATIVIDAD DE CLARA

Recuerdo haber leído Diario de un hada en mi adolescencia y, al finalizar la lectura, buscar ninfas por todas partes. Clara consiguió que creyera en ellas, me proporcionó la magia que necesitaba para seguir adelante y hacer caso omiso a la realidad que me rodeaba. Al respecto, lo que más admiro de la escritora es su capacidad imaginativa cuando crea una historia. Sirviéndose de su talento narrativo, consigue que el lector se adentre en un submundo que existe más allá de lo intangible de la mente. Con El jardín de las brujas, ha logrado hipnotizarme de nuevo.

UN LARGO PROYECTO

El proceso de investigación y escritura parece largo y complejo. Tahoces, protagonista de su propia obra, empieza a tirar del hilo y descubre que la historia de su antepasada —real— puede arrojar un poco de luz al enigma de las pinturas negras de Goya. La IX duquesa de Osuna mostró cierto interés por la magia oculta, pero no fue sino su forma de aliviar su sufrimiento, de intentar acabar con la maldición que acechaba a su familia. Se llamaba María Josefa Pimentel y compró el terreno en el que todavía hoy se asienta el jardín de El Capricho, un lugar que, como bien indica Clara, no tiene la misma atracción que El Retiro, aun mereciéndola.

La duquesa murió antes de que El Capricho acabara de construirse. Téngase en cuenta que el proyecto se inició en 1784 y se alargó más de cincuenta años. El jardín se encuentra ubicado en el noroeste de Madrid, en el distrito de Barajas, y tiene una superficie de 14 hectáreas. Solo se pueden hacer visitas los días festivos y fines de semana y se prevé que el museo, cuyas obras se han demorado por el mal estado de las cubiertas del edificio, esté listo en 2021. Los duques de Osuna fueron mecenas de Francisco de Goya, y el artista pintó una colección de lienzos sobre la brujería para su casa de campo.

HISTORIAS PARALELAS

La escritora narra en primera persona la sucesión de acontecimientos en relación con su avance en la investigación, pero también alterna los capítulos con otros que incluyen la historia de la IX duquesa de Osuna. De esta forma, consigue que empaticemos con ella y expande el universo mágico vinculado a su antepasada.

Clara Tahoces es una apuesta segura. Dada su habilidad y su pasión por lo enigmático, logra crear historias que traspasan esa línea que separa lo real de lo ficticio. Cuando leo la última página y cierro el libro, permanezco pensando en él durante un largo tiempo, pues deja un poso en mi corazón que sé que no desaparecerá nunca.


Roser Ribas

Título: El jardín de las brujas
Autora: Clara Tahoces
Editorial: Ediciones B
Páginas: 384
Fecha de publicación: septiembre 2020

No hay comentarios

Deja tu comentario