Bull Mountain – Brian Panowich

bull mountain

Allá por 2015, Brian Panowich (Fort Dix, Nueva Jersey, 1972) veía publicada su primera novela, Bull Mountain, y con ella se consideró al autor como un nuevo soplo de aire fresco en el country noir. Y es que cuando escribes un buen relato sureño, estás llamado a ser reconocido tanto de manera nacional como internacional.

sureño de adopción

Cuando un autor autóctono escribe sobre su tierra, la autenticidad de su obra cobra mayor importancia y reconocimiento. Este no es el caso de Panowich, o al menos en su totalidad. El escritor norteamericano nació en la costa este de los EE. UU., mucho más cerca de Nueva York que del estado de Georgia, allí donde se cuece su novela. ¿Qué le otorga la experiencia del lugar? Su oficio como bombero en Augusta, en el estado de los melocotones (Georgia), es aquí donde adquiere esa proximidad necesaria para escribir sobre un entorno no natal.

Para todo aficionado del género negro sureño, el escenario en el cual nos ubica Brian es ya conocido: bosques inhóspitos, paletos blancos, alcohol casero, etc. Añadiendo una prosa demoledora y sin concesiones, para más enfasis.

Bull mountain

Bull Mountain es un lugar gobernado y de manera autoritaria fuera de la ley, por la familia de los Burroughs. Así lo conoceremos en la novela, seis décadas de dicha familia en sus páginas. Una primera toma de contacto, al abrir el libro, en 1949 donde ya visitamos una cabaña de madera, ancestral, ubicada por encima de las nubes. El hogar eterno del clan de los Burroughs, convertido en un refugio de caza con más de medio siglo de antigüedad, ya por entonces. Esa primera toma de contacto con los de esa calaña será crucial para el resto de la novela, pues entenderemos que Bull Mountain está por encima de todo, hasta de tu propia sangre.

Este abrupto enclave es lugar idóneo para alambiques en la Ley Seca, cultivos de marihuana y fabricación de metanfetamina con el paso del tiempo, negocios todos regentados por las generaciones de los Burroughs. De hecho, la inclusión de un árbol genealógico al inicio del libro nos será de gran ayuda en nuestras consultas durante la lectura.

un sheriff a contracorriente 

Narrada en tercera persona, tenemos ante nosotros una novela que cuenta con unos capítulos cortos y alternados en la línea temporal. Si disfrutamos con la lectura, paladearemos esos saltos constantes hacia atrás y hacia adelante pues nos ayudarán a entender la idiosincrasia de esta familia. Como personaje principal tenemos al sheriff Clayton Burroughs, uno de los pocos descendientes buenos. Este, junto con el gran papel femenino representado por hasta tres mujeres, son unos pocos de los muchos motivos para adentrarnos en esta aventura.

Con la firma de un autor de menos de cincuenta años, y además no ser un nativo de la zona, me deja la conclusión del devenir de Bull Mountain: una obra moderna que se mantiene lo justo y necesario en las costumbres e ideas sociales de antaño. Cuando podemos tener el control sobre la ya archinombrada dinastía, Panowich nos ampliará, con gran acierto, el campo de visión no tan solo geográfico (llegando a visitar Jacksonville, Florida) sino también en cuanto a protagonismo a compartir. La aparición de grandes personajes secundarios dotará a la trama de una velocidad vertiginosa donde solo cabe disfrutar de la lectura.

gran debut literario

Bull Mountain es algo más que una novela etiquetada como country noir. Han sido varias las secuencias donde la sombra de Tarantino ha hecho acto de presencia. Pulp con todos sus ingredientes y hardboiled en su esencia, Panowich nos deja una ópera prima de categoría.

Bull Mountain fue galardonada con International Thriller Writers Award 2016 a la mejor primera novela y el Pat Conroy Award a la mejor novela negra. 

Brian Panowich, un army brat (hijo de un militar destinado en Europa), llegó para quedarse con nosotros. Después de colgar el casco de bombero, tiene ya escritas dos novelas más. La siguiente, Como leones, verá la luz en España este junio de 2020, con la edición a cargo de Ediciones Siruela.

Si tenéis la eterna deuda de leer sobre la vida dura de los palurdos blancos del sur de los EE. UU. no lo dudéis, leed Bull Mountain.

 

Paco Atero

Título: Bull Mountain
Autor: Brian Panowich
Traducción: Rubén Martín Giráldez
Editorial: Ediciones Siruela
Páginas: 280
Fecha de publicación: 2017

2 Comentarios
  • ismael
    Publicado a las 19:55h, 25 agosto

    he leído esta novela en pleno confinamiento, y me ha parecido espléndida ,con unos personajes muy bien trazados y una localización muy determinada. Estoy de acuerdo en toda su crítica y estoy esperando con ansia la segunda novela, que creo que está ya en las librerías. La familia Burroughs, es un ejemplo de la América profunda, que en plena depresión comienza con el alcohol, y va evolucionando dentro de las ganancias f´áciles del delito, hasta llegar a lo que se cuenta en esta novela. los paisajes de la zona lo hacen posible, y la corrupción policial lo posibilita, los personajes están muy bien logrados y hacen que esta novela seade lo mejor que he leído en los últimos tiempos.

    • Paco Atero
      Publicado a las 20:50h, 27 agosto

      Hola Ismael,

      Estoy de acuerdo con tu opinión, es una gran novela. Te animo a que leas la siguiente (Como leones), bajo mi opinión Panowich lo borda más que en Bull Mountain.

      Saludos