1793 – Niklas Natt Och Dag

Debutar en algo nunca es fácil. En la vida, en un equipo de fútbol, en un trabajo nuevo o en el bar de la esquina cuando te mudas de casa. Cuesta un tiempo pedir lo de siempre. Pero aquí venimos a hablarles de un debut literario. Uno notable. El de Niklas Natt Och Dag (Estocolmo, 1979) con su libro 1793, merecedor del Premio al Mejor Libro del Año de la Academia Sueca de Novela Negra de 2017.

NOCHE Y DÍA

Natt Och Dag significa en castellano Noche y Día, lo cual adquiere sentido propio cuando terminamos de leer el libro. También lo tiene —sentido— que el autor pertenezca a una de las familias nobles más antiguas de Suecia. Porque estamos en el Estocolmo de finales del siglo XVIII, el principio del fin para la aristocracia europea —el sonido de las guillotinas francesas llega hasta Suecia—; y porque la sociedad que nos presenta Niklas en la obra no podía estar más polarizada: los pobres son muy pobres, y los ricos son obscenamente ricos —¿les suena?—, con una burguesía incipiente que comienza a reclamar su lugar en la historia. La noche y el día. Natt Och Dag. La oscuridad de los años bárbaros dando paso a la luminosidad de la Ilustración.

NOVELA NEGRA

No obstante, más allá de la importancia del hecho histórico en la novela, lo que hay que destacar de 1793 es su marcado género negro. Los protagonistas son dos claros arquetipos de ello: el abogado-investigador Cecil Winge (sin adicciones, hablando de arquetipos, pero con pie y medio en la tumba debido al tifus) y su lugarteniente Mikel Cardell, un veterano de la guerra contra Rusia reconvertido a guardia, más ocupado en vaciar jarras de cervezas que en mantener el orden público. Y, lógicamente, un caso que resolver. En concreto, un asesinato. El propio Cardell, alertado por unos niños, descubre el cuerpo mutilado en el lago Fatburen. Aunque quizás mutilado sea quedarse cortos. Sin brazos, sin piernas, sin dientes y sin lengua. Extraídos todos los miembros susceptibles de amputación salvo una cosa: su larga y resplandeciente cabellera rubia.

A partir de ahí, Niklas Natt Och Dag tira del hilo hacia atrás, mostrándonos personajes relevantes para la trama y recomponiendo la vida del cuerpo amorfo y anónimo, como si con cada nueva historia fuera regenerándose un nuevo miembro amputado. Y todo ello con una prosa fluida y armónica. Con voz propia. Algo inusual en un debutante.

VIOLENCIA Y MISERIA

También destaca en la novela la crudeza de muchas de sus escenas. La violencia y la miseria —las dos suelen ir de la mano— que se desprende de sus páginas nos evoca a las de otro gran escritor, Umberto Eco, en El nombre de la rosa. Y no es de extrañar, ya que en más de una ocasión ha manifestado el autor sueco su admiración por el gigante de las letras italianas. Tampoco se quedan atrás, aunque en un plano mucho más secundario, las perversiones sexuales imperantes en una parte de la alta sociedad sueca. Desde el Rey hasta el último de sus nobles. No habría sido extraño que un marqués, el de Sade, asistiera a alguna de aquellas “fiestas”.

TRILOGÍA

1793 es el primer libro de una trilogía, la ambiciosa puesta en escena de un recién llegado. Vendidos los derechos de traducción a treinta y cinco países, ha sido publicada ya la segunda obra, 1794, y ha reconocido el autor que lleva más de siete capítulos de la tercera novela. Literatura de primer nivel, sin duda, para devorar durante día y noche.

 

Diego Manzanares

Título: 1793
Autor: Niklas Natt Och Dag
Traducción: Patricia Antón de Vez
Editorial: Ediciones Salamandra
Páginas: 432
Fecha de publicación: Enero de 2020

No hay comentarios

Sorry, the comment form is closed at this time.